29 de mayo de 2017

TARTA LIBRO DE HARRY POTTER.




Era el cumple de mi ahijada y es una forofa de Harry Potter, así que, que mejor pastel!!
Me gustó mucho hacerlo, aunque reconozco que a última hora me daba un poco de susto pensar que no me quedara bien. Trabajando durante la semana, solo me queda el finde y si hubiese salido mal...no quiero pensarlo jeje.
Os explico como lo hice:

Una semana antes de liarme con el pastel, hice las piezas doradas. Las de la esquina con un molde de silicona que compré, las letras, las imprimí y las copié en fondant y recorté. Igual que las piezas laterales del libro.
La Quidditch la hice como pude, pero al final se me rompió un ala, demasiado fina, y las apoyé en el pastel y bueno...no quedó tan mal.
Las pinté con polvo dorado comestible, y poco a poco le fuí añadiendo anís, podéis poner cualquier licor, que sea blanco.
Para la varita, pillé un palo chino y le puse alrededor fondant marrón. Y ahí...imaginación al poder, le fui marcando las rayas como de madera y luego con un pincel le pasé polvo marrón.
Y a reservar y secar.
El sábado temprano hice el bizcocho http://joana08.blogspot.com.es/2015/06/tarta-de-fresas-y-nata.html. Es el que utilizo para los pasteles.
Decir que dividí las cantidades entre dos y lo multipliqué por tres, tenía que salir un poco grande.
Una vez hecho y enfriado el bizcocho, lo envolví con papel film hasta el domingo.
El domingo por la mañana, hice el almíbar que siempre lo hago a ojo, le eché agua, bastante azúcar y un buen chorro de cointreau, lo puse a hervir, hasta que espesó un pelín y lo dejé enfriar.
Mientras hice la buttercream, con 250 gr. de mantequilla sin sal, unos 320 gr. de azúcar glass, dos cucharadas soperas de leche y un poco de aroma de vainilla. Lo batí un min. a velocidad mínima y después unos 8-9 min. a velocidad alta y reservé.
Corté el bizcocho bien por los laterales y después lo dividí horizontalmente en tres.
En una base plateada, puse el fondant marrón que hace de la tapa de abajo del libro. Tomé medidas y como sastre, corté.
Yo lo hice en plan rápido y puse la primera capa de bizcocho, le eché almíbar y lo puse mermelada de fresa, en la capa que iba encima, le puse almíbar por las dos caras y arriba le puse la buttercream, de la cual dejé un poco para ponerlo por fuera del bizcocho.
Puse la otra capa del bizcocho y le puse la buttercream por encima y todo alrededor.
Corté una capa de fondant blanco y lo puse encima, que es lo que hace de las hojas.
Una vez bien puesto, aquí, paciencia, le puse la tapa de fondant marrón encima.
Ya listas las tapas del libro, con una espátula, fui marcando rayas en el fondant blanco, como para marcar las hojas. Una vez acabado todo alrededor, le pasé un pincel fino con polvos marrones oscuros y negro, hice una mezcla.
Luego solo quedaba hacer que pareciera un poco vieja la tapa del libro y con pegamento comestible, fui pegando las piezas doradas.
La verdad es que me gustó el resultado, aunque tengo que decir que sudé a última hora jaja.
Y lo mejor de todo es que a la homenajeada le encantó!!!
Besitos.